Inicio
Relatos
Audio
Audio
Videos

Algunos archivos de esta web están en formato PDF, por lo que necesitará el software Adobe Reader u otro equivalente.

Colaboran:

Fundación CajaMurcia

Beascoa

Montena

Fundación Antena 3




Dentro de los programas que llevan a cabo las Aulas Hospitalarias, el Certamen Nacional de Relatos “En mi verso soy libre”, que ya va por su quinta edición, ocupa un lugar especial. La iniciativa, cuyo propósito es estimular la creación artística de los alumnos, tiene cada vez más eco y está dando alentadores frutos. No podía ser de otra manera. Quienes hemos hecho de la creación artística el fundamento de nuestra vida sabemos bien que los beneficios y alegrías que procura compensan con creces sus penalidades y que, en situaciones de dificultad, la creación proporciona un gran consuelo y supone una enorme ayuda.

Los relatos ganadores del Certamen, junto con otros que han sido seleccionados por el jurado, son ejemplo de los diversos caminos que puede emprender la imaginación. Sus autores, alumnos de las Aulas Hospitalarias, han explorado en ellos unos territorios que, muy acertadamente, a propuesta del jurado, están relacionados con diferentes aspectos del proceso artístico. La imaginación, apoyada en la palabra, crea espacios nuevos y siempre originales, porque la huella que cada persona imprime en el lenguaje es única. Esta es la magia de la creación literaria, tan justamente expresada en el lema que da título al Certamen, “En mi verso soy libre”.

No hay duda de que la experiencia de la creación ha mostrado a los alumnos posibilidades en las que quizá no habían pensado antes y que la libertad a la que han accedido se guardará en su interior como la idea de una meta por la que merece la pena luchar porque, efectivamente, se puede conseguir. Se puede, al menos, presentir. Entre los relatos de la categoría A, escritos por alumnos cuyas edades están comprendidas entre los seis y los nueve años, el jurado ha querido destacar la fuerza de la imaginación al otorgar el premio a “La estrella sin estrella”. “Tenía en mi imaginación todos los colores”, nos dice, con fuerza expresiva, el autor de “La imaginación”, también de esta categoría. Creo que la frase resume a la perfección este gran don de la mente que, al ser expresado, parece una gran revelación. Los otros relatos seleccionados se mueven en esta línea.

En la categoría B, que recoge los relatos escritos por alumnos cuyas edades van de los diez años a los trece, el relato ganador ha sido “Un concierto extraño”, que desarrolla con sobresaliente acierto y poesía una idea que está en la base de la creación artística, los límites confusos entre el sueño y la realidad. En los otros relatos destacados se tratan asuntos muy diversos. Hay sentidos homenajes a los libros, a la pintura y a la música , se ensalza el momento y el valor de la inspiración, se explora en el misterio y en la enfermedad, se engarzan las historias, se incluye una dentro de otra... Los relatos son un rico muestrario de los diferentes aspectos de la creación artística. En los relatos de categoría C, escritos por alumnos que tienen entre catorce y diecisiete años, el ganador, “Cartas desde el hospital”, plantea con gran expresividad el difícil momento del ingreso en el hospital. “Me sentí agobiada e intimidada por ver tanta gente a mi alrededor”, declara la narradora. Sus palabras nos hacen pensar. El resto de los relatos seleccionados esbozan historias bien trabadas, siempre relacionadas con el arte, la poesía, la pintura y la música, muy bien representada en esta categoría.

Resulta de enorme interés comparar los relatos de las diferentes categorías. Los de la A, que engloba a los alumnos más pequeños, tienen, como es lógico, un tono más inocente y contienen, fundamentalmente, una sola idea principal. Los relatos pertenecientes a la categoría B, cuyos autores se encuentran en el mismo umbral de la adolescencia, son, quizá, los que tratan asuntos más diversos. Es el estallido de la curiosidad, la importancia del misterio, la atracción hacia los asuntos que escapan a la razón. Los relatos de la categoría C, escritos en plena adolescencia, en el umbral de la juventud, revelan más complejidad, más perplejidad. El ganador, sin duda, nos invita a poner en cuestión el trato dado a la adolescente protagonista. El mundo adulto supone una amenaza a la vez que una meta.

Cualquier persona interesada en la evolución psicológica del ser humano encontrará en este libro una materia de especial importancia.

La literatura, entre otras cosas, es un espejo del alma humana. Por lo demás, no me cabe duda de que los lectores del libro disfrutarán con estas historias, algunas de las cuales son emocionantes. Estoy segura de que no pocos de ellos se sentirán estimulados, como sus autores, a aventurarse por alguno de estos caminos o, al menos, a considerar la importancia de lo artístico en nuestras vidas, más aún, cuando nos vemos obligados a vivirlas en circunstancias difíciles, con limitaciones e incluso con dolor. La creación artística siempre ha expresado la complejidad de las emociones y la ilimitada dimensión de la ambición y de los sueños.

Soledad Puértolas
Pozuelo de Alarcón, marzo 2012

Creative Commons License Deed
Licencia
La obra está bajo una licencia
Creative Commons License Deed. Reconocimiento-No comercial 3.0 España.

Promueve
© Región de Murcia
Consejería de Educación, Formación y Empleo
Dirección General de Planificación y Ordenación Educativa

Edita:
© Región de Murcia
Consejería de Educación, Formación y Empleo
Secretaría General. Servicio de Publicaciones y Estadística

diversidad.murciaeduca.es